Insulinoma

¿Qué es un insulinoma?

El páncreas produce insulina, que ayuda a mantener equilibrado el nivel de azúcar en la sangre. Si tiene un tumor en el páncreas llamado insulinoma, produce insulina adicional. Produce más de lo que el cuerpo puede usar. Esto hace que el nivel de azúcar en la sangre baje demasiado. Este tipo de tumor es poco frecuente. Por lo general, no se propaga a otras partes del cuerpo. La mayoría de los insulinomas no son cáncer.

¿Cuál es la causa de un insulinoma?

Se desconoce la causa de los insulinomas.

¿Quiénes están en riesgo de tener un insulinoma?

Existen pocos factores de riesgo para un insulinoma. Pero las mujeres parecen verse afectadas con más frecuencia que los hombres. La mayoría de las veces, comienza entre los 40 y los 60 años. Algunas enfermedades genéticas pueden aumentar la probabilidad de desarrollar un insulinoma. Estas son las siguientes:

  • Neoplasia endocrina múltiple tipo 1, que es un crecimiento anormal de tejido en el sistema endocrino

  • Síndrome de Von Hippel-Lindau, una enfermedad hereditaria que causa tumores y quistes en todo el cuerpo

  • Otros síndromes genéticos, como la neurofibromatosis tipo 1 y la esclerosis tuberosa

¿Cuáles son los síntomas de un insulinoma?

Un insulinoma puede causar los siguientes síntomas:

  • Confusión

  • Sudoración

  • Debilidad

  • Pulso cardíaco acelerado

Si el nivel de azúcar en la sangre baja demasiado, puede desmayarse e incluso entrar en coma.

¿Cómo se diagnostica un insulinoma?

Los insulinomas son poco frecuentes y pueden ser difíciles de diagnosticar. Con base en algunos datos, se demostró que el tiempo promedio desde el inicio de los síntomas hasta el diagnóstico es de aproximadamente un año y medio.

Si el proveedor de atención médica cree que tiene un insulinoma, es posible que permanezca en el hospital durante unos días. Esto es para que el proveedor de atención médica pueda controlar el nivel de azúcar en la sangre y otras sustancias presentes en la sangre mientras usted hace ayuno. No podrá comer ni beber nada excepto agua durante este tiempo. Si tiene un insulinoma, probablemente tendrá un nivel de azúcar en la sangre muy bajo dentro de las 48 horas posteriores al inicio de esta prueba. Si los síntomas de nivel bajo de azúcar en la sangre se produjeron después de las comidas, es posible que le hagan una prueba del nivel de azúcar en la sangre y de insulina durante varias horas después de una comida.

También se pueden llevar a cabo pruebas de diagnóstico por imágenes. Mediante estas, se puede determinar qué tan grande es el tumor y dónde está ubicado. A veces, el estudio de ultrasonido transabdominal es la primera prueba que se hace. Otras pruebas incluyen ecoendoscopia, tomografía computarizada o resonancia magnética. Si el insulinoma es demasiado pequeño como para poder observarse con estas pruebas de diagnóstico por imágenes, es posible que necesite pruebas con las que se tomen muestras de sangre de múltiples áreas del páncreas. De esta manera, se sabrá dónde se libera la insulina adicional en el torrente sanguíneo.

¿Cómo se trata un insulinoma?

La mayoría de los insulinomas no son cáncer. Por lo general, un cirujano puede extirparlo y curar la afección. Esto se puede hacer con un laparoscopio. En la laparoscopia, el cirujano hace pequeñas incisiones y utiliza pequeños instrumentos especiales para extirpar el tumor. Si el proveedor de atención médica cree que la cirugía no es una buena opción para usted, existen otras opciones. Estas opciones ayudarían a aliviar los síntomas de la hipoglucemia. Por ejemplo, es posible que necesite comer porciones de comida pequeñas y frecuentes y tomar determinados medicamentos para combatir los efectos del exceso de insulina.

Mientras espera la cirugía, puede permanecer en el hospital y recibir soluciones intravenosas (IV) para evitar la hipoglucemia. 

¿Cuáles son las posibles complicaciones de un insulinoma?

Después de la cirugía para extirpar un insulinoma, algunas personas desarrollan una fístula pancreática. Esto hace que el líquido pancreático se filtre. Es posible que le den medicamentos y líquidos adicionales para que la fístula sane. La mayoría se cierra sin necesidad de otra cirugía.

¿Se puede prevenir un insulinoma?

No hay formas conocidas de prevenir un insulinoma. Es bueno que lo revisen para detectar un insulinoma si alguno de los miembros de su familia tiene alguno de los trastornos genéticos que aumentan el riesgo.

Cómo vivir con un insulinoma

Casi ningún insulinoma es cáncer. La extirpación del tumor cura la afección. Por lo general, los síntomas no reaparecen. Es poco probable que desarrolle diabetes, a menos que el cirujano deba extirpar una gran parte del páncreas.

Un pequeño número de insulinomas son cáncer. Es posible que el cirujano no pueda eliminarlos por completo. Si esto sucede, es posible que deba tomar medicamentos para prevenir la hipoglucemia. También es posible que necesite quimioterapia para controlar el tamaño del tumor.

¿Cuándo debo llamar a mi proveedor de atención médica?

Si tiene un insulinoma, es posible que tenga síntomas de un nivel bajo de azúcar en la sangre. Estos incluyen sudoración, confusión y visión doble. Puede notar más estos síntomas cuando tiene hambre o después de hacer ejercicio. Si tiene estos síntomas varias veces en 1 semana, hable con el proveedor de atención médica de inmediato.

Información importante sobre los insulinomas

  • Un insulinoma es un tumor en el páncreas. Produce insulina extra, más de la que su cuerpo puede usar.

  • Un insulinoma puede causar un nivel bajo de azúcar en la sangre (hipoglucemia).

  • Esto puede causar confusión, sudoración, debilidad y ritmo cardíaco acelerado. Si el nivel de azúcar en la sangre baja demasiado, puede desmayarse e incluso entrar en coma.

  • La mayoría de los insulinomas no son cáncer.

  • La extirpación del tumor cura la afección.

Próximos pasos

Consejos para aprovechar al máximo la cita con su proveedor de atención médica:

  • Tenga en claro la razón de la cita médica y qué quiere que suceda.

  • Antes de la cita médica, anote las preguntas que quiere hacer.

  • Lleve a un acompañante para que le ayude a formular las preguntas y a recordar qué le dice su proveedor.

  • En la cita médica, anote el nombre de los nuevos diagnósticos y de todo nuevo medicamento, tratamiento o prueba. También anote las instrucciones que el proveedor le indique.

  • Sepa por qué se receta un tratamiento o un medicamento, y cómo lo ayudará. Conozca los efectos secundarios.

  • Pregunte si su afección se puede tratar de otra forma.

  • Sepa por qué se recomienda una prueba o un procedimiento y qué podrían significar los resultados.

  • Sepa qué esperar si no toma el medicamento o no se realiza la prueba o el procedimiento.

  • Si tiene una cita de seguimiento, anote la fecha, la hora y el objetivo de esta.

  • Sepa cómo comunicarse con su proveedor si tiene preguntas.

Revisor médico: Jen Lehrer MD
Revisor médico: Raymond Kent Turley BSN MSN RN
Última revisión: 3/1/2022
© 2000-2022 The StayWell Company, LLC. All rights reserved. This information is not intended as a substitute for professional medical care. Always follow your healthcare professional's instructions.